Jess Bruja











{agosto 28, 2010}  
SINDICATOS
PARA EL SECRETARIO GENERAL DE CCOO IGNACIO FERNÁNDEZ TOXO EL PARO VOLVERA A CRECER EN SEPTIEMBRE

Es imprescindible que se mantenga la red de protección a los parados para que no caigan en la marginación y en la pobreza.
Redacción: Según nota informativa, remitida por Comisiones Obreras,  el secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, se ha mostrado dispuesto a discutir sobre la ampliación del periodo de cálculo de las pensiones más allá de los 15 años actuales, aunque consideró “peligroso” que el Gobierno sólo hable de medidas que, como ésta o como la de subir a 67 años la edad legal de jubilación, van dirigidas a recortar el gasto. “Así como me parece injusto y absolutamente innecesario retrasar la edad de jubilación, el resto de las medidas son discutibles. Hay más margen de mejora en revisar la pensión de viudedad que en una ampliación del periodo de cálculo, pero podemos discutir y debemos discutir de todo”  No obstante, el dirigente sindical considera que la reforma de pensiones que hay que hacer en España no pasa sólo por actuar sobre los gastos, sino también sobre los ingresos del sistema. “Hay que buscar un equilibrio entre las actuaciones en ingresos y gastos, y ahí es donde podemos encontrar la solución a parte de los problemas por los que va a atravesar el sistema de pensiones”, declaró. Toxo acusó al ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, de tratar de colocar sólo “mercancía averiada” vendiendo medidas de recorte de gasto en el sistema de pensiones y calificó esta actitud de “bastante infantil”. “El ministro, lo que pretende, es evitar que discutamos de la realidad del empleo y buscar sólo en los gastos de la Seguridad Social la solución a un problema que sólo en parte está ahí y que fundamentalmente tiene su solución en los ingresos. El futuro de la Seguridad Social depende de la cantidad y la calidad de empleo y la reforma laboral actúa justamente en sentido contrario, como lo hace el plan de ajuste, que va a retrasar la recuperación en nuestro país”, subrayó. Para el líder de CC.OO., “sería un tremendo error” que el Gobierno pusiera en cuestión el Pacto de Toledo y volviera a colocar el sistema público de pensiones en el ámbito de la confrontación político-electoral.
EL PARO VOLVERÁ A CRECER EN SEPTIEMBRE.
Por otro lado, y en relación con la reforma laboral y la enmienda socialista que rebaja de 100 a 30 días el periodo de gracia de los parados para rechazar cursos de formación, Toxo avisó al Gobierno que por estar ya convocada la huelga general “no está amortizado todo lo que haga”. Así, consideró “muy pobre y peligroso” poner en el punto de mira a los parados, que no lo son por voluntad propia, y aunque admitió que se dan situaciones de “abuso”, consideró que éstas deberían ser perseguidas “individualmente”, evitando una “condena generalizada” a todos los desempleados. “Alrededor de la situación de los parados, lo que se busca es establecer cortinas de humo para tapar de alguna manera la incapacidad manifiesta del Gobierno para generar condiciones propicias para la creación de empleo y buscar un pequeño atajito para maquillar las cifras de paro, que volverán a crecer en septiembre con los efectos del plan de ajuste y la retirada anticipada de los estímulos fiscales”. Toxo dijo no contemplar un escenario de fracaso para la huelga general del 29 de septiembre y aunque señaló que posiblemente la convocatoria de la misma no impida la aprobación definitiva de la reforma laboral (hoy se aprueba en el Senado y vuelve al Congreso para su convalidación definitiva el próximo 9 de septiembre), se mostró convencido de que el Gobierno “no conseguirá que se instale definitivamente” en el marco español de relaciones laborales. Según el líder de CC.OO., del éxito de la huelga general dependerá en gran medida que la reforma, aunque aprobada por el Parlamento, sea objeto de una modificación posterior, como ya pasó en 2002 con la huelga del 20-J. “No creo que el Gobierno permanezca insensible a lo que espero que sea una gran contestación ciudadana”, opinó. “El Gobierno ha ido dando tumbos en la reforma laboral y más que dejarse llevar por prontos, debería mirar hacia las personas porque los problemas del paro no están en que sean 100, 90 o 30 días lo que determine que una persona rechace formación siga cobrando prestación, porque los parados no lo son por voluntad propia, sino porque no encuentran la oportunidad de trabajar. Ahí es donde hay que poner el foco. Los puestos de trabajo no están en la reforma del Estatuto de los Trabajadores, están en la actividad económica”, aseguró. Toxo destacó que la reforma de los servicios públicos de empleo es una “reforma permanentemente aplazada” y denunció que sus oficinas están “saturadas e infradotadas de medios técnicos y humanos para atender el pago de prestaciones” e incapacitadas para la intermediación laboral, pues sólo intermedian en un 2% de las colocaciones. “Nuestro país no puede instalarse en la idea de que los servicios públicos de empleo no van a cumplir jamás la función para la que nacieron, más allá del pago puntual de las prestaciones”, afirmó Toxo, que recordó que en España hay un funcionario por cada 159 desempleados, mientras que en Europa existe un funcionario por cada 50 parados. En este sentido, y en relación a la rebaja a 30 días del periodo de gracia para rechazar ofertas formativas, el dirigente de CC.OO. dudó de cómo van a cubrir los servicios públicos de empleo esta nueva  carga de trabajo teniendo en cuenta que ahora se encuentran “disminuidos”.
LA PROTECCIÓN POR DESEMPLEO, ¿INSOSTENIBLE?.
 El dirigente de CC.OO. expresó además sus dudas sobre la sostenibilidad del sistema de protección por desempleo si el Gobierno sigue recortando el gasto público para reducir el déficit. “De continuar la dinámica de ajuste asociada a la reducción del déficit tal y como la ha diseñado el Gobierno, tengo pocas dudas de que se va a meter mano al sistema de protección por desempleo. El retraso en la salida de la crisis y la renuncia a buscar recursos alternativos en la fiscalidad va a llevar a restringir aún más el gasto público y los márgenes de actuación son limitados: ya se ha actuado en los salarios de los funcionarios, se han congelado las pensiones, y los siguientes capítulos son fácilmente identificables”. Toxo recordó que el año pasado hubo que recurrir a un crédito de 17.000 millones de euros para pagar las prestaciones contributivas por desempleo y aunque aseguró desconocer cuáles son los planes del Gobierno en este sentido, insistió en que, para CC.OO., es imprescindible que se mantenga la red de protección a los parados para que no caigan en la marginación y en la pobreza.

FECOMA-CCOO EXIGE AL MINISTRO JOSE BLANCO QUE DEJE DE IMPROVISAR
Redacción: Con el nuevo aumento en la inversión anunciado ayer en la Sesión Extraordinaria de la Comisión de Fomento del Congreso de los Diputados, el recorte en los presupuestos destinados al PEI pasan a ser de 6.400 a 5.700 millones de euros. Esta cifra que, aunque podría suponer la recuperación de unos 12.000 empleos, según las previsiones de FECOMA- CCOO, “no evitará la pérdida de otros 100.000”.
De esta manera, la Federación muestra su “enorme preocupación” ya que “en los próximos meses, las cifras de paro en la construcción podrían alcanzar a 850.000 trabajadores”.
Por ello, desde FECOMA-CCOO aconsejamos al ministro de Fomento, José Blanco “que no se olvide de las miles de familias que irán al paro con este recorte, ya que son tan, o incluso más, importantes que el leve incremento en la inversión en obra pública anunciado ayer”.
Según la Federación de Construcción, Madera y Afines de CCOO, “el ministro hizo ayer gala del esfuerzo que realizará Fomento por la inversión en obra pública pero, sin embargo, sin tener en cuenta las terribles consecuencias que el tijeretazo en obra pública causará en el empleo”.
Asimismo, FECOMA-CCOO exige a José Blanco “una mayor concreción” del presupuesto destinado a cada una de las actuaciones contempladas en el PEI para 2010 y 2011. “El ministro ha anunciado una serie de actuaciones a realizar, de las que no sabemos exactamente si con 700 millones de inversión será, o no, suficiente”, advierte la Federación.
Por  otro lado, la Federación critica que, cinco meses después de haberse anunciado el PEI, tan sólo se vayan a licitar ocho actuaciones en 2010. Según FECOMA, el Ministerio de Fomento está tardando un “tiempo excesivo” en concretar el presupuesto definitivo que destinará en obra pública para los dos próximos años, un hecho que “no hace más que dilatar aún más la difícil situación por la que atraviesa el sector de la construcción”.
Para FECOMA, la gestión del ministro Blanco y del conjunto del Gobierno es la de una continua improvisación, que confunde a empresas, trabajadores y al conjunto de la sociedad. Por ello, exigimos al Ejecutivo de Rodríguez Zapatero, que antes de anunciar más medidas piense bien todas sus consecuencias, demostrando una mayor seriedad que la que hasta ahora han hecho gala.
Por ello, FECOMA-CCOO exige al ministro de Fomento la “urgente y definitiva” puntualización de los tramos en los que se llevarán a cabo todas y cada una de las actuaciones previstas, así como el presupuesto destinado a las mismas.
Anuncios


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

et cetera
A %d blogueros les gusta esto: